Caá Catí es una ciudad argentina, capital del departamento General Paz, a 126 kilómetros de la ciudad de Corrientes.

TOPONOMÍA

La denominación de Caá Catí surge antes que el pueblo, habiendo sido, posiblemente los guaraníes quienes le dieron esta denominación.

Etimológicamente significa: "monte de olor pesado", debido a la intensa fragancia que se sentía y que distinguía al lugar. Caá: equivale a monte o hierba; y Catí: como equivalente de aroma intenso, que marea y no para significar olor fétido.

HISTORIA

El pueblo de Caá Catí inició su formación en 1707 cuando se creó en este lugar un destacamento militar, "guardia", que tenía como fin proteger y otorgar seguridad a la campaña correntina de los constantes ataques de los indígenas provenientes de las misiones. Esta creación se dio por la importancia estratégica que tenía el lugar, ya que el Departamento se caracteriza por la presencia de gran cantidad de esteros y lagunas y, en este caso, Caá Catí era el único paso posible de utilizar.

Posteriormente, la mayor seguridad respecto del peligro indígena, condujo al establecimiento de habitantes, quienes fueron en su mayoría hacendados, los que eligieron terrencercanos al Fortín para la edilicación de sus casas.

Con respecto a la atención religiosa, en 1757 se oficializó la primera parroquia y en 1767 se la elevó a la categoría de Curato, siendo en esta época una de las tres existentes en Corrientes.

La falta de delineación de la incipiente y pujante Caá Catí condujo al envío de Pedro Ferré, quien en 1824 mensuró el pueblo trasladando así el núcleo central del pueblo en función de la nueva plaza, denominada hoy 25 de mayo. EI poblado fue elevado a la categoría de Villa en 1852 y en 1856 a la categoría de ciudad. Con respecto a la atención religiosa, en 1757 se oficializó la primera parroquia y en 1767 se la elevó a la categoría de Curato, siendo en esta época una de las tres existentes en Corrientes.os cercanos al Fortín para la edilicación de sus casas.

Inicialmente se llamaba Caá Catí al Departamento y su cabecera; posteriormente y en virtud de una ley de mayo de 1910 cambió la denominación por el de General Paz. Hoy el Departamento continúa denominándose así, pero la cabecera del mismo, desde 1971 lleva nuevamente el nombre de Caá Catí con el agragado de "Nuestra Señora del Rosario" en honor a la patrona religiosa del pueblo.

Su población se ha destacado durante toda su historia par su participación en las luchas de la provincia de Corrientes a favor de su autonomía, siendo precisamente el Departamento escenario de hechos históricos importantes como: la batalla de Lomas de Caá Catí: donde el Comandante Andresito fue derrotado en 1818; Lomas de Ibahay donde el General Paz obligó a Urquiza a retirarse al sur de la provincia en 1846; Caá Catí: cerca de donde el General Paz instaló su campamento y en la misma ciudad fue donde se alojó con su familia alrededor de 10 días; batalla de Vences: donde en 1847 se enfrentaron Joaquín Madariaga y el general Urquiza.

CULTURA

Caá Catí es depositaria de un rico patrimonio natural-histórico-cultural, declarada de interés turístico por ley provincial N° 4346/89. Las atracciones turísticas más importantes son el Balneario Municipal, la abundancia de esteros y lagunas que circundan a la ciudad, un rico paisaje natural con una amplia gama de especies vegetales ya admirados en 1827 por el naturalista francés Alcides D'Ogbigny y publicados en su libro "Viaje a la América Meridional·.

Existe un Museo Literario dejado en herencia a la comunidad por el escritor Juan Carlos Gordiolla Niella. Caá Catí es y ha sido centro de cultura destacándose varias publicaciones periodísticas y en la actualidad el periódico "Nueva Era", cuyo director es Andrés Delgado. Es también cuna de poetas y de escritores que han trascendido el ámbito provincial como es el caso de Juan Carlos Gordiolla Niella, David Martínez, José Alberto Alarcón, Rodrigo Galarza, Olga

Piñeiro, Enrique Piñeiro. Entre los historiadores se distingue la presencia de Pedro C. Cabral como el primer recopilador de fuentes históricas referidas a Caá Catí con la publicación de sus

obras "Caá Catí y sus hombres" y "A mi pueblo Caá Catí".

Es también la localidad, uno de los pocos museos vivientes de la provincia por la conservación de una importantísima estructura arquitectónica de fines del siglo pasado y un grupo importante de artesanos mantiene la tradición a través de sus obras.

by TemplatesForYou-TFY
SoSuechtig